Banner

Cuando se trata de evaluar comportamientos de compra, se ha vuelto bastante claro que a los consumidores les importa que los productos sean lo más naturales posibles y que sean plenamente compatibles con la sustentabilidad del medio ambiente.

De hecho, la mayoría (73 por ciento) de los consumidores globales dice que definitivamente o probablemente cambiarán sus hábitos de consumo para reducir su impacto en el medio ambiente. A medida que los consumidores se vuelven cada vez más conscientes de lo que incorporan y colocan en sus cuerpos, también están interesados en comprar, y en ocasiones pagar más, productos que ayudan al medio ambiente. De hecho, casi la mitad (41 por ciento) de los consumidores de todo el mundo dicen que están muy dispuestos a pagar más por productos que contienen ingredientes totalmente naturales u orgánicos.

Según el informe Los consumidores compran el cambio que desean ver en el mundo elaborado por Nielsen, los ingredientes naturales y orgánicos y las certificaciones que avalan esas políticas sirven como punto de entrada para casi todos los mercados cuando se trata de atributos de sustentabilidad que los consumidores están buscando.

Muchas tendencias sostenibles en nuevos mercados comienzan con la belleza y el cuidado personal. En Taiwán, por ejemplo, donde el 88 por ciento de los consumidores encuestados dijo que es extremadamente o muy importante que las empresas implementen programas para mejorar el medio ambiente, hay evidencia de una tendencia creciente en el cuidado natural en lo personal.

De hecho, un análisis de los datos de ventas al por menor indicó que los productos naturales estaban viendo un crecimiento en categorías que de otra manera declinaban. Por ejemplo, mientras que la categoría general de champú experimentó descensos del 3,4 por ciento durante un período de un año que terminó en abril de 2018, los champúes naturales, que poseen el 11,2 por ciento del valor compartido, crecen constantemente al 2,2 por ciento. En esta categoría, atender a la demanda de los consumidores de un champú más sustentable no solo beneficia al medio ambiente, sino que también refuerza la línea de fondo de las empresas lo suficientemente inteligentes como para darles lo que quieren a los consumidores.

Vemos el impacto de un sentimiento similar en torno al gel de ducha, una categoría en la que los naturales poseen el 10,3 por ciento del valor compartido, y la categoría general registró un descenso de las ventas del 0,8 por ciento. Aquí, las ventas de gel de ducha natural aumentaron un 80 por ciento durante el mismo período.